Del chupito de whisky a la infusión con miel: recomendaciones y contra-indicaciones para cuidar la voz

No hay nada peor para alguien que debe realizar algún tipo de evento como hablar Imagenen público o cantar que levantarse por arte de magia sin voz. Pues aquí la odisea alimenticia que viví recientemente para luchar contra el dolor de garganta y la pérdida de voz, llena de errores y búsquedas en la red buscando soluciones. 

 

Lo primero que hago, en contra de la cultura popular, es tomarme un café con leche. La cafeína y la teína son elementos reconocidamente desaconsejados para la garganta ¿pero quién puede enfrentarse al día sin el café de “por la mañana”? A continuación, durante y después del desayuno bebí dos infusiones con miel. Acto seguido, y muy a mi pesar, me fui al gimnasio a sudar la fiebre y a seguir bebiendo cantidades industriales de agua. Durante el resto del día seguí bebiendo agua e infusiones con miel, añadiéndole limón esta vez, por recomendación popular.

 

Justo antes del evento, para combatir el catarro que a lo largo del día había abandonado en parte mi garganta para aposentarse en el resto de mi cuerpo, me tomé dos coca-colas (error), aunque sí es cierto que el azúcar me ayudó a despertarme un poco y quitarme el dolor de huesos (u olvidarme de él). Después, en un acto de extrema inteligencia, tomé un chupito de whisky “para la garganta” Imagen(aunque en realidad fue para mí). Como podéis ver, no indagué demasiado en los posibles remedios que la red me ofrecía, pero sí lo hice a posteriori, y aquí un seguido de remedios contra la falta de voz o el dolor de garganta:

Limón y miel, la miel por sus propiedades antibióticas y el limón porque la vitamina C que contiene refuerza el sistema inmunológico y ayuda a combatir el resfriado.

La sopa, tomar líquidos calientes ayudan a despegar el moco de la garganta e hidratar las cuerdas vocales.

Calabazas, zanahorias y tomates, su vitamina A ayuda a la regeneración de las mucosas.

Ácidos grasos omega-3 (presentes en el pescado azul y los frutos secos) mejoran la condición de las cuerdas vocales y ejercen un acción antiinflamatoria.

Cebolla y ajo, pues tienen una acción antibacteriana, expectorante y mucolítica. En concreto, y aunque parezca mentira, se recomienda beber infusiones de cebolla.

Evitar bebidas alcohólicas y con cafeína, pues deshidratan las cuerdas vocales.

Infusiones de manzanilla, que tiene propiedades antiinflamatorias y antisépticas.

Anuncios

Remedios para la resaca

 

¿Te has pasado con la comida y bebida estos díresacaas?

Si te has levantado con dolor de cabeza y náuseas, vengo a ayudar con unos recursos efectivos para combatir la resaca y evitar las píldoras para el dolor de cabeza.

Mezcla 125 ml de jugo de tomate, 250 ml de leche con una cucharada de jugo de limón, pimienta y una pizca de sal.

Y conociendo el viejo dicho “un clavo saca a otro clavo”: un vaso de cerveza u otra bebida alcohólica puede despertar a la vida. Te va a ayudar por un corto período de tiempo.

Mezclar 200 ml de té de limón, 40 ml jugo de uva y una cucharada de azúcar.

Come pan tostado con miel después de la fiesta.

Por lo último, trata de beber mucha agua o jugos, antes, durante y después de consumir alcohol.

¿O cómo crees que me las arreglé para escribir este artículo? Bebí mucha agua 🙂